5 de febrero de 2006

Compañeros de viaje


Seguro que no descubro nada a los selectos visitantes de este blog si digo que El Acantilado es una de las mejores editoriales del momento. Un sellol donde se siguen publicando perlas de difícil catalogación que muy difícilmente tendrían cabida en otra parte.
Acaban de aparecer, precisamente, dos libros de Rafael Argullol aptos para recomendar a los mejores amigos. Quienes hace años seguimos a su autor por los papeles tenemos la suerte de ver ahora reunidos sus artículos escritos durante 25 años en Enciclopedia del crepúsculo. El autor explica en la introducción que escribió estos textos al atardecer —de ahí el título— y siempre deseando estar al otro lado del cristal. Es decir, viviendo y no escribiendo. Están ordenados alfabéticamente, datados con precisión y acompañados de un índice onomástico. Desbordan inteligencia, como era de esperar. Y oficio, y sensatez y cierta mala leche, también. En la entrada Estupidez, por ejemplo, se puede leer lo siguiente respecto del gobierno del PP y sus ocho años de ídem:
Durante los ocho años de gobierno del Partido Popular la vida pública ha alcanzado sus cotas culturales más bajas, hasta el punto que se ha hecho consistente la amenaza del pensamiento cero. Quizá sería injusto atribuirle todo mérito a aquel gobiernom pero no hay duda de que sí es responsable de una parte importante de la devastación intelectual del país. Ajena a toda capacidad crítica en el Parlamento, la administraciuón de José María Aznar ha llevado a las últimas consecuencias la desertización de la educación y la estupidización de la televisión pública, un verdadero apocalipsis de la mente.
El libro se complementa o se acompaña de otro, de pequeño formato (se ha publicado en la colección Cuadernos) titulado Breviario de la aurora en el que, siguiendo fiel al orden alfabético, recoge Argullol breves definiciones que son pequeñas joyas. Una muestra:
No: La sílaba que cultiva quien preserva su libertad.
Palabra: La huella del sonido original.
Demonio: El que habita en nuestro interior y hace miles de años simulamos haber encontrado en las afueras.
Debo emprender un viaje la semana que viene. Estoy deseando elegirlos como compañeros.

3 comentarios:

Matías dijo...

Habrá que echarle un ojo, entonces.
Espero que no te importe que a partir de ahora me pase por aquí a menudo. Esto me recuerda que debo releerme "intemperie", para venir con los deberes hechos.

Abrazos

Ladynere dijo...

Eres la segunda persona hoy que me recomienda "El breviario de la aurora". La otra ha sido tambien compañera tuya de profesion, la escritora zaragozana Ana Alcolea, con la que a veces quedo para charlar un rato, una estupenda escritora y amiga. Si dos de mis mas admiradas escritoras me lo han recomendado, tendre que ir consiguiendolo ya...

larsen dijo...

ya no colaboras eN El Cultural?